Tres Dedos Señalándote

Tres Dedos Señalándote

“Por tanto, no tienes excusa tú, quienquiera que seas, cuando juzgas a los demás…” Romanos 2.1

La idea es bastante sencilla. Ni tu ni nadie tienen la excusa de juzgar a alguien mas, simplemente porque todos somos culpables de las mismas cosas. Tiene sentido.

Lastima que esto no previene que la gente lo haga. Lastima que no previene que la gente lo sienta.

Recientemente estuve en una situación en donde fui juzgado por algo. En el medio de esa situación sentí como comencé a defender mis acciones y explicarme por lo que estaba siendo juzgado. Mi presión sanguínea comenzó a elevarse. Comencé a sentirme ansioso. Comencé a tratar de anticipar lo que esa persona estaba pensando y lo que iba a decir. Me comencé a sentir y actuar como si realmente fuese culpable.

Persona No Saludable

Luego me di cuenta de algo. No se trataba de mi. No estaba siendo juzgado porque había hecho algo malo. Estaba siendo juzgado por esta persona porque esa persona no es saludable. Esa persona estaba viendo mi vida a través de sus propios temores y luego colocó su cargao basura sobre mi. En ese momento decidí salir de ese ciclo.

Que terrible el sentimiento de ser juzgado y aún peor el ser absorbido en el ciclo de defensa y justificación.

Me recordó, como lo hizo este versículo, que el juicio es estúpido cuando lo hacemos. Cuando juzgamos a otras personas generalmente ese juicio viene de nuestras propias heridas. Comenzamos a sacar conclusiones sobre los demás, bueno o malo, basados en nuestros miedos y dolor personal. No solo eso, pero el versículo que le sigue al mencionado continúa explicando que todos somos culpables de las mismas cosas que solemos juzgar en los demás.

¿ A Quién Juzgar?

A quién sueles juzgar? Tal vez no sea a una sola persona sino a un grupo de personas. Quién te esta juzgando a ti y estas viviendo de la manera en que deberías?

Hoy, guárdate tus juicios. Si alguien te esta juzgando recuerda que su juicio se trata sobre ellos y no sobre ti. Es problema de ellos, no lo hagas tu problema. Es como el viejo decir, “cuando señalas un dedo a alguien, tienes tres dedos señalándote de regreso a ti.”

Robert & Rebecca Vander Meer

Dale clic acá para ir directo al audio con Serafín Contreras GAleano y el tema: “Entre Tú Y El Otro”:–>>

 

 


Escribe Tu Comentario

10
Deja un comentario

avatar
7 Comment threads
3 Thread replies
0 Followers
 
Most reacted comment
Hottest comment thread
8 Comment authors
Eva Isabel Galanteconsuelo cortina bustosmaribel colinaEnchanteeSara flores Recent comment authors
Eva Isabel Galante
Visitante
Eva Isabel Galante

CUANTA VERDAD, DE LA MISMA MANERA QUE JUZGAMOS SEREMOS JUZGADOS. DIOS NOS AYUDADE, MUCHAS GRACIAS PASTOR. SEA MUY BENDECIDO!!

consuelo cortina bustos
Visitante
consuelo cortina bustos

Excelente reflexion.Gracias, Pastor por su forma sencilla y clara de explicar e ilustrar las verdades bíblicas..
Bendiciones

Similares: