Suscríbete al Boletin de Serafin
Compartir en Facebook

Ingresa su información para enviarte mi Boletín Semanal GRATUITAMENTE.





Síganos en las redes sociales!

Servir Tiene Recompensa.

Servir Tiene Recompensa.

 

El Señor puede hacer cosas grandiosas mediante aquellos a quienes no les interesa que se les dé crédito.

 

El servir tiene recompensas maravillosas.

 
Muchas veces cuando servimos recibimos muchos más de lo que damos.

 

Proverbios 29:23
La soberbia del hombre le abate; pero al humilde de espíritu sustenta la honra.

 

Mateo 23:12
Y cualquiera que se ensalce, será humillado, y cualquiera que se humille, será ensalzado.

 

Lucas 14:11
Porque todo el que se ensalce, será humillado; y el que se humille será ensalzado.

 

Lucas 18:14
Os digo que éste descendió a su casa justificado pero aquél no; porque todo el que se ensalza será humillado, pero el que se humilla será ensalzado.

 

Santiago 4:6
Pero El da mayor gracia. Por eso dice: DIOS RESISTE A LOS SOBERBIOS PERO DA GRACIA A LOS HUMILDES.

 

Santiago 4:10
Humillaos en la presencia del Señor y El os exaltará.

 

Proverbios 11:2
Cuando viene la soberbia, viene también la deshonra; pero con los humildes está la sabiduría.

 

Proverbios 15:33
El temor del SEÑOR es instrucción de sabiduría, y antes de la gloria está la humildad.

 

Proverbios 16:18
Delante de la destrucción va el orgullo, y delante de la caída, la altivez de espíritu.

 

Proverbios 16:19
Mejor es ser de espíritu humilde con los pobres que dividir el botín con los soberbios.

 

Proverbios 17:19
El que ama la transgresión, ama la contienda; el que alza su puerta, busca la destrucción.

 

Proverbios 18:12
Antes de la destrucción el corazón del hombre es altivo, pero a la gloria precede la humildad.

 

Proverbios 22:4
La recompensa de la humildad y el temor del SEÑOR son la riqueza, el honor y la vida.

 

Isaías 66:2
Todo esto lo hizo mi mano, y así todas estas cosas llegaron a ser–declara el SEÑOR. Pero a éste miraré: al que es humilde y contrito de espíritu, y que tiembla ante mi palabra.